Kevin Durant Y Otras Estrellas Que Cambiaron De Equipo Para Ser Ganadores

El pívot que hizo popular el «skyhook» también decidió cambiar de equipo para seguir ganando. En 1971, en su segunda temporada en la NBA y aún sin haberse convertido al islam y con el nombre de Lew Alcindor, ganó su primer título con los Milwaukee Bucks. Abdul-Jabbar, eso sí, estaba en un segundo plano eclipsado por el veterano base Oscar Robertson. Tras perder la final de 1974 ante los Boston Celtics, Abdul-Jabbar cambió Milwaukee por Los Ángeles. Leyenda de la NBA, el único jugador que ha conseguido anotar 100 puntos en un partido hasta la fecha también tuvo que emigrar para vencer a su bestia negra, los Boston Celtics, y ser campeón. Empezó con los Philadelphia Warriors que, tras su mudanza a San Francisco, perdieron en la final de 1964 ante los Celtics. En 1967, su tercer año con los Philadelphia 76ers, Chamberlain consiguió ganar el título, Equipacion Lakers Para Niños cortando así la racha de ocho años consecutivos de victorias de los Celtics. El año siguiente perdieron en siete partidos en la final de conferencia ante Boston. Ese verano decidió cambiar de nuevo de equipo para seguir ganando. Se marchó a los Lakers, con quienes empezó perdiendo, esta vez ante los New York Knicks en la final de 1970. Ganó su segundo y último título en 1972, el primero y único con los Lakers. El ala-pívot que no pudo ganarle a Michael Jordan también intentó a la desesperada sumar un título de campeón. Tras toda su carrera unido a los Utah Jazz, el ala-pívot se marchó en 2003 a Los Ángeles con 40 años en su haber. Con los Lakers llegó a otra final, pero volvió a perder, esta vez ante los Detroit Pistons. Malone se retiró al final de esa temporada acuciado por las lesiones y sin ningún anillo de campeón.

Aún me asombra lo rápido que fue pasar de esa sabrosa platica a estar en College Station para estudiar Peromyscus contigo, el “papas fritas” de los peromiscólogos. De verdad era un gustazo ser parte de tu grupo selecto de estudiantes de grado, quienes nos formábamos como mastozoólogos y sistématas. Si bien como maestro eras firme y exigente, sabías encontrar el momento idóneo para provocar nuestra risa y para estimular nuestra curiosidad. Finalmente, el tercero Daniel Navarro López, a quien apoyaste para que realizara su maestría en la Universidad de Galveston, quien desafortunadamente ya no está entre nosotros. Uno de los mastozoólogos que más tenía que agradecerte, que pena que no pueda decirte con sus propias palabras cuanto te admiraba y te quería, seguramente desde donde esté, está deseándote lo mejor y diciéndote gracias amigo, gracias por todo. Aprovecho este momento para decirte a ti Daniel Navarro gracias por habernos presentado al Dr. Schmidly, gracias por habernos introducido en la mastozoología y por haber sido pilar fundador de esta Asociación. Pero ya habrá tiempo para ti amigo. Querido David, ha sido un honor y un lujo para mí, platicarle a esta audiencia tu trayectoria, ojalá estos jóvenes encuentren muchos Schmidlys en su camino. Alíviate pronto que todavía tenemos mucho por hacer (como terminar el libro de los mamíferos de Querétaro) y recuerda que te quiero mucho.

El base de los Knicks, Beno Udrih, fue muy directo en su queja. «Esta camiseta afecta a mi tiro», declaró después de habérsele visto remangándose durante el partido. Y la súper estrella de los Heat, LeBron James, tampoco tuvo reparos en reconocer que «cada vez que lanzo siento un pequeño tirón, me distrae; no sé, quizá deberé usar una talla mayor la próxima vez». ¿Son manías de los jugadores o molestias reales? «No cabe duda de que el baloncesto es un deporte muy técnico, de precisión, y que las mangas pueden estorbar en la acción de tirar a canasta», apunta Lolo Sáinz, ex seleccionador nacional. «Es muy incómodo jugar con ellas, sólo hay que ver a los jugadores de voleibol, que terminan por recogérselas», comenta el pívot del Juventud, Albert Miralles. En el fondo, la opinión de los profesionales importa poco, pues todo se reduce al contrato publicitario que tengan los clubes. «Si nos dicen que las utilicemos, lo haremos», afirman desde el Real Madrid, cuyo contrato con Adidas les hace ser el primer equipo de la lista para la introducción de esta tendencia en el baloncesto europeo. Otros, como los badaloneses, se mantienen firmes en el diseño clásico y reconocen que «si no hay una norma superior que lo imponga, no las cambiaremos». Cualquier cambio acarrea polémica y ésta no ha hecho más que empezar. Sobre gustos no hay nada escrito, pero las redes sociales ya han estallado y lo más fino que se lee es que parece que jueguen en pijama. «Lo peor de perder es la cara que se te queda con esa horrible camiseta», bromeó el base de los Warriors, Stephen Curry.

Desde el primer momento que David cruzó las puertas del Museo de Zoología, donde empezaba yo a trabajar en la colección de ectoparásitos, el nos demostró un genuino interés en nuestro trabajo, y un sincero respeto por nuestro potencial. Éramos un grupo de cuatro ingenuos estudiantes – Daniel, Esther, Livia, y yo – con mucho por aprender, pero con muchas ganas de seguir adelante. David nos brindó una mano, y más que nada, nos ofreció una sincera amistad que ha perdurado desde entonces. Ahora, proceder a leer el sentir de la Dra. Alondra Castro. Dave Schmidly, un ser humano extraordinario. Me honra dedicarle unas palabras al amigo, al mentor y al gran ser humano que considero a David J. Schmidly. Gracias por la oportunidad Livia, de hecho, compartimos el inicio de nuestra amistad con haber conocido a Dave, quien siempre tomó muy en serio la colaboración entre mastozoólogos americanos y mexicanos para trabajar en México.

NBA Store, LA tienda para los fans de baloncesto en Nueva York

https://www.mejores-planes-viaje-nueva-york.com › nba…

25 Mar 2019 –

Gasol volvía a la acción después de cuatro partidos ausente por una inflamación en la rodilla derecha y necesitó poco más de 24 minutos sobre el parqué para registrar su 39º ‘doble-doble’ de la temporada. Por su parte, Nikola Mirotic aportó 6 puntos, 3 rebotes, 2 tapones y 2 asistencias en casi 21 minutos. «Jugamos bien durante seis minutos. Afortunadamente, fueron los últimos seis minutos del partido», reconoció el técnico local, Fred Hoiberg, tras un duelo muy disputado ante unos Kings que están virtualmente eliminados de la lucha por los ‘play-offs’ en la Conferencia Oeste. En el Target Center de Minneapolis, los Timberwolves rozaron la sorpresa ante el mejor equipo de la NBA, unos Warriors que no sentenciaron el duelo hasta el minuto final. Dos tiros libres de un Stephen Curry más terrenal que otras noches (19 puntos y 2/9 en triples) pusieron un inalcanzable 103-107 a falta de 13 segundos. De esta forma, los vigentes campeones evitaron una segunda derrota consecutiva tras caer ante San Antonio Spurs. «San Antonio hizo un buen trabajo e intentamos imitar su plan de juego», explicó Ricky Rubio, quien completó una notable actuación redondeada con 4 rebotes, 4 robos y 1 tapón.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *